Prejuicios, actualización y software

El otro día, hablando con mi jefe, salió a colación el tema de las bases de datos útiles para “cosas serias”. El opinaba, desde su pasado de administrador de Oracle, que Oracle era lo más, y que MySql entre otros no te permitían construir un sistema “de hombres”. Yo no estaba de acuerdo, y gracias a la web de los chicos de HighScalaility, pude demostrar con hechos que MySql es un producto a la altura de Oracle para cosas gordas, quizá mucho mejor desde un punto de vista técnico si no se dispone de dinero infinito.

La arquitectura de Youtube fue el ejemplo más evidente, aunque hay otras.

Todo esto, me llevó a reflexionar sobre lo poco de fiar que puede llegar a ser la opinión de alguien, aunque haya tenido experiencia, cuando pasan uno, dos o N años desde esta, y también me hizo pensar en la necesidad de pensar en sistemas claros y abstracción en capas, antes que en sistemas optimizados (otro tema candente en la oficina) o herramientas milagrosas. Ya lo decía (entre otras cosas) el admirado y venerable Donald Knuth en 1974:

“We should forget about small efficiencies, say about 97% of the time: premature optimization is the root of all evil.”

Como lectura complementaria a todo esto, me gustó mucho el artículo de Joel Spolsky: Leaky Abstractions, donde Joel reflexiona sobre el curioso efecto que tiene la cada vez mayor cantidad de capas de abstracción existentes en el desarrollo de software y la utilidad de conocer las entrañas de los sistemas. Cito una de las frases finales de tan recomendable artículo porque me llegó adentro:

“the abstractions we’ve created over the years do allow us to deal with new orders of complexity in software development that we didn’t have to deal with ten or fifteen years ago, like GUI programming and network programming. And while these great tools, like modern OO forms-based languages, let us get a lot of work done incredibly quickly, suddenly one day we need to figure out a problem where the abstraction leaked, and it takes 2 weeks.”

Anuncios

Islandia (previo): Salida y Día 1

Este año, si todo transcurre correctamente, iré a Islandia de viaje de novios, cumpliendo por fin con un deseo que tengo desde hace tiempo metido en la cabeza.

Una vez pagada la señal en viajes Marsans (mayorista Ambassador, sale en total por unos 2.800€ por persona), tengo los datos de salida y llegada (escalas inevitables, desgraciadamente):

  1. 12 de julio, Madrid-Londres (16:30-17:50), Londres-Keflavik (21:10-23:10)
  2. 19 de julio, Keflavik-Londres (7:40-11:45), Londres-Madrid (15:35-18:55)

En Google Maps no hay información sobre Islandia, así que una ruta aproximada se puede apreciar en Local Live de Microsoft.

El día 1 simplemente figura como de llegada a Keflavik y traslado al hotel donde nos alojaremos, así que no espero ver más que Islandia desde el aire y quizá disfrutar (o padecer) los primeros efectos del sol de medianoche.

Como si puede apreciarse en Google Maps, Keflavik es una ciudad minúscula en la que habrá poco que hacer así que no hay problema con los horarios, y la cena seguramente la tomemos en el aeropuerto de Londres.

Por el momento iré haciendo un mapa con la ruta aproximada que imagino seguiremos, aunque no es fácil debido a las erratas en los nombres de los lugares y la nada exahustiva cartografía islandesa en Google Maps y Microsoft Local Live.

Épica Informática

“¡Ah, la dura vida del informático!,
siempre a la zaga de las más nuevas tecnologías,
luchando incansable contra requisitos fugaces,
contra clientes descarriados y contra las prisas…
eternas prisas.

Manteniendo con sudor e ingenio las inquietantes
y pretéritas estructuras de información
que conforman la sangre de la empresa.”

Hoy me siento épico.

Geoposicionamiento para todos: Mobile Trail Explorer

Hace un par de meses compré un receptor GPS Bluetooth i-Joy, por unos 50€. Lo compré porque hacía tiempo que quería uno para mi PDA aquel era el momento de hacer unas mediciones de terrenos, y como era uno de los más baratos de la tienda y tiene el chip Sirf-III me pareció aceptable.
Lo que no sabía entonces, es que existe un programa Java para móviles llamado Mobile Trail Explorer, gratuito, open-source y realmente útil para una gran variedad de situaciones. Este programa, que he estado usando en mi Sony Ericsson K800i, permite establecer una conexión Bluetooth con la mayoría de receptores GPS, visualizarlos (localización, altitud, número de satélites, rutas, etc) con o sin mapa (de Google Maps si no me equivoco), guardar rutas y puntos en el teléfono en diversos formatos para su posterior exportación y procesado (¡KML para visualizar en Google Earth de manera automática!) y todo ello sin realizar apenas gasto de batería, al menos en las pruebas que he realizado, por lo que calculo que podría estar funcionando ininterrumpidamente durante más de 7 horas en mi terminal. Y por supuesto, la toma de datos (frecuencia, condiciones, etc) es completamente configurable según nuestras necesidades.

El aspecto de la aplicación, es el que sigue:

Por si aún no lo ha pillado alguien, este programa, con un móvil cutre y un receptor GPS barato o de segunda mano, permite realizar la misma funcionalidad que los aparatos de grabación de rutas CS1 de Sony o M-241 de Holux y por tanto, facilitar por ejemplo la vida del fotógrafo compulsivo que desee tener su colección de fotografías geoposicionada (en conjunción con por ejemplo Microsoft Pro Photo tools), la vida del adicto al trekking que quiera trazar sus rutas en Google Earth, o la de la esposa celosa que quiera monitorizar los movimientos de su marido.

Este es el aspecto de mi Google Earth al abrir una de las rutas KML grabada en Toledo (España):

También he visto en el menú la posibilidad de configurar el envío de mensajes SMS con texto editable y coordenadas a cualquier móvil que se desee, bajo ciertas circunstancias programables (triggers), pero no me he molestado en probarlo porque no me resulta útil. Sin embargo, considero que esta funcionalidad podría ser interesante para la monitorización y seguimiento de flotas de coches, camiones o cualquier otra cosa que se le ocurra a alguien.

La verdad es que esto es justo lo que andaba buscando para mi viaje a Islandia aunque espero que le resulte útil a otros.

Las imágenes del menú las he extraido de SubstanceOfCode por pura y llana pereza a la hora de hacerle fotos a la pantalla de mi móvil, pero el aspecto es completamente igual.